Monday, October 24, 2016

+ RANDOM + BLACK MIRROR & MY BACK TO REALITY KICK


Alo alo! Espero que se encuentren muy bien. En este post les traigo dos temas mezclados: el primero, les cuento sobre la serie Black Mirror y el segundo cómo el primer capítulo de la tercer temporada me dio una buena patada de vuelta a la realidad. 


Black Mirror es una serie te TV británica que gira en torno a la tecnología y cómo esta afecta en la sociedad, pero de una manera tan inquietante y diferente que realmente atrapa. La serie salió al aire a finales del año 2011, contando con dos temporadas de tres capítulos cada una, a la cual se sumó un especial de navidad en el 2014. 

En el 2015 se da a conocer que Netflix compra los derechos y encarga una tercer temporada con un total de 12 capítulos, de los cuales únicamente se estrenaron 6 este 21 de Octubre.

Cada capítulo es independiente uno del otro, por lo cual no hay problema si se ven primero los capítulos de la tercer temporada y luego se van a ver las anteriores. Cada uno maneja un entorno y futuro diferente a la realidad en que vivimos, sin embargo están bastante cerca de ser nuestro mañana.


"Si la tecnología es una droga -y se siente como tal- entonces, ¿cuales son los efectos secundarios?. Esta área -entre el placer y el malestar- es donde Black Mirror, mi nueva serie, está establecida. El "espejo negro" (black mirror) del título es lo que usted encontrará en cada pared, en cada escritorio, en la palma de cada mano: la pantalla fría y brillante de un televisor, un monitor, un teléfono inteligente." - Charlie Brooker. Creador de la serie

Sinceramente es una serie que vale mucho la pena ver, analizar y reflexionar. En lo personal conocí la serie hace aproximadamente como 2 años gracias a una amiga, y desde el principio me atrapó por la manera que manejan los temas. Cuando me enteré que Netflix sacaría la tercer temporada me volví loca y el fin de semana vi todos los capítulos nuevos.

Aquí es cuando el primer capítulo me cae como un balde de agua helada en pleno invierno. Y, antes de que me juzguen, no es que me sienta al 100% identificada con la protagonista de este primer capítulo per se, pero en un trasfondo de alguna manera me abrió los ojos y me hizo replantear lo que quería y por que me encuentro haciendo mi blog.


Verán, en los últimos días he pensado y repensado una y otra vez dejar el blog y sus redes sociales. ¿Por qué? Bueno, es que ya sentía que todo el tiempo invertido no valía la pena. Pero ¿por qué no valía la pena? Pues fácil, por que ya nadie le prestaba atención. Y fuera de cualquier egocentrismo, a veces es horrible saber que inviertes el poco tiempo libre que tienes en algo que piensas que puede gustar o ayudar a alguien más pero en verdad no lo hace.

No estoy esperando ser mega popular ni nada por el estilo, por eso les decía, no me lo tomen a mal. Pero saber que mi contenido llega a alguien, que a alguien le interesa, poder formar vínculos con esas personas y compartir algo que me gusta y me interesa y tener reacciones de que también les gusta y/o interesa, de alguna manera me hace sentir conectada.

Y es que últimamente me he estado preguntando a mi misma ¿estoy haciendo algo mal? ¿será que realmente no es lo mío? Me deprimía un poco por que es un hobby el cual adoro, pero si no soy buena en esto tal vez no deba seguir. 


No he perdido nada con el blog (hablando monetariamente), no crean que soy de las personas que solo compra algo para mostrarlo aquí. Me compro mis cositas personales que me gustan y hago los reviews o los muestro por si a alguien le puede servir la información de alguna manera u otra. Lo único que he comprado es el dominio pero nada que no fuese una noche en los tacos o hamburguesas con mi familia.

Todo esto me volvió un poco loca y afloró mis inseguridades de manera instantánea... ¿debo seguir o no? ¿le caigo mal a la gente? ¿doy una percepción diferente a la que realmente quiero dar? y de pronto me daba cuenta que todo era sobre los demás y no sobre mí. Fue entonces cuando recién ayer me decidí tomar unos días y aclarar que es lo que quiero de mi blog, que quiero conseguir, por que quiero o no quiero seguir. Si bien aun no lo tengo del todo definido creo que ya voy más encaminada y sin tanta mierda en la cabeza. Al final tomaré la decisión que me haga más feliz.

¿Han tenido alguna duda blogxistencial?


Créditos de imágenes:
Foto de Portada - Photo via VisualHunt.com
Fotografías del post - Nosedive de Black Mirror (Netflix)

You Might Also Like

0 comentarios

¡Gracias por tus comentarios!

Member Of

All Bloggers

Blogs to read